lunes, 29 de noviembre de 2010

Paul Auster no falta a su cita navideña con 'Sunset Park'




Parece mentira cómo pasa el tiempo. Cualquiera diría que fue ayer cuando os hablé de Invisible, la novedad por aquél entonces de Paul Auster, y ya hace casi un año. Así que fiel a su cita anual por estas fechas, nos trae su nueva novela titulada Sunset Park, disponible desde el pasado día 23 de este mes de Noviembre, y de la que ya nos contó alguna cosita mi compañera Sarah cuando el escritor norteamericano visitó León. Como de costumbre, la editorial encargada de traérnoslo esAnagrama, y a un precio de 18,50 euros.
En esta ocasión, y aunque la novela presenta distintos puntos de vista, se puede decir que el protagonista es Miles Heller, un chico de veintiocho años que es el reflejo puro y duro de la mediocridad y la falta de expectativas y sueños de estos días. A los veinte años escapó de casa, dejando como única señal una nota a sus padres, y desapareciendo de Nueva York sin que nadie sepa absolutamente nada de él. Desde entonces ha vagado por un sinfín de trabajos poco cualificados y de los más bajos en la escala social. Ahora, se ha instalado en Florida y trabaja para una empresa que se encarga de una limpieza muy particular, la de vaciar y preparar las casas desahuciadas a los inquilinos que no pudieron pagarlas debido a la crisis, a la espera de que un nuevo cliente llame a la puerta y se interese por ellas. En los últimos años ha conseguido vivir lejos de sueños, ambiciones y futuro, apenas se relaciona con la gente y sus únicos lujos son las ediciones baratas de libros y su cámara de fotos, con la que inmortaliza los últimos vestigios de vida de las casas que limpia. Pero todo cambia, como no, cuando conoce a una chica.

Aunque en este caso, son más problemas que echarse en su mochila, ya que Pilar Sánchez, que así se llama la chica, sólo tiene dieciséis años. Ambos están enamorados desde que se conocieron en el parque cuando los dos leíanEl gran Gatsby, pero la diferencia de edad hace que sea una relación imposible. Así que en vistas de que ella es menor de edad, y potenciado por los chantajes que está sufriendo por parte de la hermana mayor de Pilar, Miles decide volver a Nueva York, para allí esperar a que cumpla la mayoría de edad. Pero claro, volver significa regresar al pasado y a los secretos que esconde. Será en este punto cuando aparezcan su padre, brillante editor; su madre, una actriz tremendamente seductora o su madrastra, una intelectual a la que no soporta. En definitiva, una gama de personajes marca de la casa de Auster.
A estas alturas, quien más quien menos, puede hacerse una idea de lo que se puede encontrar en las páginas de una novela del escritor americano, pero por si hay algún despistadillo o tenéis alguna reticencia inicial hacia este libro, os dejo las primeras páginas para que decidáis por vosotros mismos. A mí me han dejado una sensación agridulce, ya que si bien empieza de una manera brillante contándonos en que consiste su trabajo, pasa al tema de la menor de una forma que personalmente no me atrae. En cualquier caso, no voy a juzgar ni este ni ningún otro libro por sus primeras páginas, y evidentemente, seguro que Auster no busca el morbo precisamente en esta historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario